Cuida tu piel consumiendo pescados y mariscos

El consumo de pescados y mariscos aporta muchísimos beneficios a nuestro organismo. Y es que, estos alimentos son imprescindibles en nuestra dieta ya que son buenos para nuestro sistema inmunológico y nervioso, mejoran nuestra memoria, muchos de ellos nos ayudan a reducir el colesterol y son una opción genial para aquellos que quieran perder peso sin caer en el error de dejar de comer para conseguirlo.

Sin embargo, los pescados y mariscos también nos ofrecen otra ventaja, y es que ¡contribuyen a mejorar el estado de nuestra piel!

Los pescados y mariscos son una fuente muy importante de antioxidantes; es decir, contienen sustancias que ayudan a prevenir la oxidación y degeneración de nuestras células y, por tanto, ayudan a que nuestra piel luzca menos envejecida y más radiante.

Por ejemplo, el salmón es muy rico en astaxantina, una sustancia que además de proporcionarle su característico color rojizo, es un antioxidante que actúa en nuestro organismo impidiendo que se produzcan daños a nivel celular.

Si sufres de acné prueba a comer pescados y mariscos que contengan zinc. Este mineral, entre muchas de sus funciones, hace posible que se desprendan las pieles muertas que se acumulan en los poros de nuestra piel obstruyéndolos y provocando la aparición de granos y espinillas.

Además, los pescados y mariscos tienen propiedades antiinflamatorias debido a su alto contenido de ácidos grasos omega 3, lo que permite reducir la sequedad de nuestra piel además de protegerla ante los radicales libres del sol.

Posts Relacionados

Preferencias de Privacidad
Cuando visita nuestro sitio web, puede almacenar información a través de su navegador de servicios específicos, generalmente en forma de cookies. Aquí puede cambiar sus preferencias de privacidad. Tenga en cuenta que bloquear algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en nuestro sitio web y los servicios que ofrecemos.